LIBRO: La guerra civil española

pag. principal Razón Española

LIBRO: La guerra civil española. nº 98

Comentarios de J.L Núñez al libro de M. Alonso Barquer et al.

 LIBROS: Los orígenes de la guerra civil española indice  LIBROS: El pensamiento liberal en el fin de siglo

LIBRO: La guerra civil española

Alonso Baquer, M. et. al.: La guerra civil española, ed. Actas, Madrid 1999, 410 págs.



Trece autores contribuyen a este volumen con quince trabajos que cubren diversos aspectos de la última guerra civil española, casi siempre los que han suscitado menos consenso entre los historiadores, a pesar del tiempo transcurrido.

S.G. Payne presenta un perfil demoledor de Azaña y su «récord de desastres», «enredado en una alianza con la actividad protorrevolucionaria», «vendido esencialmente al apoyo de los socialistas, una de las mayores fuentes de la violencia» y convertido en «rehén» del Frente Popular.

L. de Llera califica a Azaña «el ejemplo emblemático de la autodestrucción inconsciente del sistema democrático por su ambigüedad propiciatoria del crecimiento de los opuestos extremismos». El funesto Azaña, responsable del enfrentamiento total entre españoles, es ahora el personaje exaltado por el presidente Aznar. Esperpéntico.

R. Casas de la Vega describe las matanzas en el Madrid rojo, estimadas en 16.500 personas asesinadas. Su lista nominal supera las seis mil fichas, otra llega a las doce mil. Los inventarios siguen en curso y confirman la primera estimación.

A. Bullón y L.E. Togores resumen su libro sobre la gesta del Alcazar de Toledo y confirman la versión heroica frente a los intentos partidistas de desvirtuarla. Aportan documentos inéditos del general Moscardó.

J. Salas vuelve sobre el famoso bombardeo de Guernica. Los aviones incendiaron sólo 50 edificios; pero los bomberos se retiraron a Bilbao y el fuego se extendió a gran parte de la población si bien quedó intacta la parte histórica occidental. El total de víctimas fue de 126 y la «proporción de heridos a muertos fue extraordinariamente reducida» y «la mayor parte de las muertes fue por derrumbamientos del refugio».

F. Sánchez Marroyo estima en 1.500 los muertos en Badajoz si bien el Registro civil ofrece cifras más modestas: 520.

M. Alonso Baquer revisa la posición política de los generales, muy divididos y concluye: «Franco no era un militar político, sino un militar militar. El hecho de que asumiera todos los poderes del Estado significa, nada más y nada menos, que sólo era el Generalísimo de un ejército en operaciones que carecía de Estado».

A. Alvarez Bolado describe lo que denomina «la legitimación sistemática de la guerra civil como cruzada» por la Iglesia a partir de septiembre de 1936.

J.M. Cuenca Toribio describe la división política de los intelectuales y el influjo de «Acción Española» en el bando nacional.

J. Andrés-Gallego y J.M. García Escudero analizan los aspectos institucionales y administrativos en Burgos y Madrid.

A. D. Martín Rubio, revisando las cifras de Salas en su libro Pérdidas de la guerra (1977) estima en 300.000 los muertos de la guerra civil, ya en operaciones militares, ya por la represión de las retaguardias.

En el último trabajo, J. Velarde Fuertes demuestra la superioridad de la gestión económica y financiera en la España nacional frente al desbarajuste productivo, monetario y crediticio de la zona republicana.

Monografías de diferente extensión y de distinto valor historiográfico que exponen con objetividad y documentación el estado actual de las cuestiones, y que refutan falacias propagandísticas de los autores comprometidos con el frentepopulismo. Pero se echa de menos un sistemático balance final.

Cuando se finaliza la lectura de este libro, surge la gran cuestión de si la II Restauración no ha invertido la victoria con la demonización de Franco, la deslegitimación del Alzamiento y la exaltación de las Brigadas Internacionales, de los protagonistas del Frente Popular y de la violencia revolucionaria simbolizada en Azaña.



J.L. Núñez



 

 LIBROS: Los orígenes de la guerra civil española indice  LIBROS: El pensamiento liberal en el fin de siglo


Cartas a Razón Española

Buzon Pulse aquí para enviar correo


La obra de Razón Española es propiedad registrada
Prohibida la reproducción total o parcial de estos documentos sin previa autorización y acuerdo.