LIBROS: Sociedad Digital. nº 85

pag. principal Razón Española

LIBROS: Sociedad Digital. nº 85

Comentarios de A. Landa al libro de José Terceiro

artículo anterior indice Página Indice

LIBROS: Sociedad Digital

Terceiro, José: Sociedad digital, ed. Alianza, Madrid 1996, 248 págs.



El autor, catedrático de Economía aplicada, acomete en este libro la primera vulgarización española sobre el significado y las consecuencias de la información digitalizada y de la inteligencia artificial.

El dato fundamental es que se trata de una tecnología que se desarrolla exponencialmente y, por lo tanto, a velocidad imprevisible. Y cita el ejemplo clásico: la primera máquina pensante Mark I, construida en 1943, ocupaba quince metros; un ordenador de similares capacidades apenas ocuparía hoy un centímetro. No es sólo un proceso de miniaturización, sino de multiplicación de capacidades: un ordenador acaba de derrotar al mejor ajedrecista. La capacidad mecánica de cálculo ya es inmensamente superior a la humana. A estos avances se suman los de la comunicación inalámbrica y por cable. Estamos viviendo la revolución tecnológica más intensa de la Historia. A nuestra época, el autor la denomina, modestamente, el Infolítico Inferior.

Los últimos capítulos están consagrados a los efectos sociales. Enumeraremos algunos de ellos. Para muchos trabajos no será necesario desplazarse a una oficina porque se podrán despachar desde casa. Los comercios e hipermercados serán accesibles desde los domicilios. Las aulas vendrán a las residencias particulares a través de la pequeña pantalla y se podrá realizar desde la propia butaca todo género de estudios. El libro se convertirá en un objeto de lujo y capricho pues toda la información sera asequible electrónicamente. Las comunicaciones se harán a la velocidad de la luz. Tampoco hará falta imprimir periódicos (apenas se consumirá papel). Casi desaparecerá el dinero en billetes o metálico, sustituido por el electrónico.

El impacto sobre la política puede ser trascendental. Será posible el plebiscito y el referéndum permanentes, es decir, la instantánea consulta a la población sobre cualquier decisión pública. Sera innecesaria la democracia llamada representativa donde unos diputados deciden lo que les parece oportuno durante unos años hasta la convocatoria de nuevas elecciones. Además, el gobernante estará sometido constantemente a la comunicación interactiva con el gobernado. Los Parlamentos, las urnas y demás parafernalia democrática ¿tendrán algún sentido?.

Claro que el Infolítico no será un paraíso porque planteará problemas tecnológicos nuevos: la pérdida de la privacidad, el robo de información y de dinero, la extensión de la pornografía y del terrorismo, la difuminación de la propiedad intelectual, el autodiagnóstico y la automedicación, el incremento del paro, etc. Pero lo más estructural quizás sea, como denuncia el autor, la estratificación de las sociedades en clases muy diferenciadas según su preparación para utilizar las nuevas tecnologías; los incapaces constituirán un proletariado irredimible. Otro gran peligro es el de los canales de información monopolísticos que podrían alienar completamente a las masas mediante un adoctrinamiento unívoco y orientado, quizás explotador.

En fin, perdimos el paraíso para no regresar, y tampoco lo conseguiremos en el futuro Infolítico Superior. Y, sobre todo, mientras no se logren mutaciones específicas muy perfectivas, con grandes ordenadores o sin ellos, el hombre se enfrentará a los mismos problemas esenciales: el de la autoaceptación, el de la convivencia, el de la felicidad y el del último destino.

Libro muy documentado, asequible al lector culto, y rico en sugerencias y extrapolaciones que ayudan a entrever el mañana.



A. Landa



 

artículo anterior indice Página Indice


Cartas a Razón Española

Buzon Pulse aquí para enviar correo


La obra de Razón Española es propiedad registrada
Prohibida la reproducción total o parcial de estos documentos sin previa autorización y acuerdo.