Contrato público con España nº 102 Razón Española

pag. principal Razón Española

Contrato público con España

Por F. Alonso Barahona

Pio XII y el nacionalsocialismo indice Falsificando la historia

Contrato público con España

¿Cuáles podrían ser algunos de los puntos de partida de un Contrato con España para afrontar con garantías de éxito el nuevo milenio?

El punto de partida, naturalmente, es la apuesta decidida por un proyecto común para los españoles, que es compatible con las diferencias regionales y que ha de tener en cuenta la singular proyección internacional que nos corresponde: la Unión Europea e Hispanoamérica.



1.-Responsabilidad Fiscal. Corresponsabilidad de todos aquellos entes que exijan y obtengan mayor financiación para ejercer más competencias.

2.-Reducción de la burocracia. El principio de eficacia no es una declaración de intenciones, sino un objetivo insoslayable.

3.-Reforma de la Justicia. Adaptación de lo que en Estados Unidos se ha denominado «ley de reformas legales de sentido común: costas para quien pierda, límites razonables a los daños punibles, reforma de las leyes sobre responsabilidad para detener la marea de litigios».

4.-Reforma de la Ley Electoral, incluyendo una completa revisión -consensuada, naturalmente- de la financiación de partidos políticos y sindicatos.

5.-Reforma de la Educación: Cultura integral. Desarrollo de la enseñanza de las Humanidades. Limitación del poder del Estado en la

dirección educativa que ha de corresponder en primer término a la sociedad y a la familia.

6.-Principio de subsidiariedad: «Lo que pueda hacer la familia no lo hará la escuela y lo que pueda hacer la escuela no lo hará el Estado». Lo que pueda hacer la empresa privada no lo hará la empresa pública. Lo que pueda hacer el municipio no lo hará la región y lo que pueda hacer la región no lo hará el gobierno central de la nación. Y así en todos los órdenes de la actividad humana, para que haya tanta sociedad como sea posible y tanto Estado como sea necesario».

7.-Desarrollo sostenible: se trata de armonizar en las políticas concretas el imprescindible desarrollo económico con la conservación del medio y con la integración del hombre en su entorno físico y cultural. Se pretende de este modo el equilibrio entre el bienestar económico y la protección del ambiente y el entorno, el paisaje y la empresa, el árbol y el libro; los primeros constituyen la estructura empírica de la vida humana, aquello con lo que contamos, los segundos simbolizan la estructura analítica, la acción del intelecto y del espíritu. ¿Cómo oponer unas acciones a las otras si ambas son imprescindibles?

8.-Despertar al adormecimiento de las masas, presas de la plaga del pensamiento políticamente correcto, enseñando a cada uno a pensar y decidir por sí mismo.

9.-Renovación de las aspiraciones espirituales del ser humano, rescatándolo así de la profunda deshumanización a la que se ve sometido por el «progresismo» y la «izquierda intelectual».

10.-Apuesta decidida por las nuevas tecnologías como medio para el desarrollo del nivel de vida, pero siempre dentro de una integración cultural profunda, inmersa en el sentido de la tradición y los valores positivos.



Estas ideas genéricas -y otras similares que pudieran añadirse-constituyen la plataforma básica, el criterio sobre el cual se construirá el programa concreto, el contrato específico para la legislatura donde se deben describir los proyectos y compromisos que la alternativa de gobierno ofrece al ciudadano: política internacional, defensa de la vida, infraestructuras, equipamientos, urbanismo, servicios sociales, promoción de la creación de empleo, defensa, vivienda, sanidad, enseñanza…

Todo ello en el marco de un contrato que puede ser con España, o con una Comunidad Autónoma, o con un municipio concreto, pero que, ante todo, es un contrato con las personas que viven y trabajan, con seres humanos reales que requieren soluciones tangibles y que se cuente con ellos para resolverlas.



F. Alonso Barahona



 

Pio XII y el nacionalsocialismo indice Falsificando la historia

Cartas a Razón Española

Buzon Pulse aquí para enviar correo


La obra de Razón Española es propiedad registrada
Prohibida la reproducción total o parcial de estos documentos sin previa autorización y acuerdo.