Cuentos sediciosos y bolivarianos / López Dzur
TuWeb
Bienvenidos / Carlos López Dzur / Bitácora
Mis aficiones
Mis libros / C. López Dzur
Álbum de Fotos
carlosdzur1998: Mi curriculum
Mis enlaces
El viene de un monte verde
Tantralia
De ANTI-MANUAL PARA MICROEMPRESARIOS
Cuentos de mis libros
Análisis de mundo / Bitácora de C. López Dzur
Poemarios en la red
Profecía del que espera en vano
ECOLOGIA Y SUSTENTABILIDAD
El nuevo libro de Newt
Presentan 'Canto al hermetismo' de López Dzur
Huertos / Siembra de la haba y el achiote
Huerto / El Maíz y siembra de eucalipto
Huerto / Siembra de la calabaza y del frijol
La oscura historia de la experimentación médica
El intelecto cósmico
Beneficio de los árboles
carlosdzur1998: Tres árboles boricuas
El animal-hombre / Cuento
Piratas judíos en el Caribe / Reseña de libro de E. Kritzler
Del poemario HOSTOSIANAS
A Walt Whitman
Un adolescente cualquiera
Del poemario YO SOY LA MUERTE
Sobre el libro LA ZONA DE EMERGENCIA
Carlancas / Aforismos / Folclor
Los niños fumigados de a soja
TRECE MONOGRAFíAS / Historia Pepiniana
Un Historiador con Trascendencia
La sonrisa del siglo XXI / EN TORNO AL PERIODISMO
Función del hipotálamo y la agresividad
La hiena como asesino
La Ley de la Mordaza en Puerto Rico
Primer poeta y el periodista pionero en Borinquén
Aprendizaje del Cashrut y el Shejitá / Poema ecologico
Proceso de concentración del ingreso sin precedentes
El ladrón raptador
La víctima dormida / CUENTO
Lo incompatible / POEMA
Cuento: El hombre que enamoraba las hormigas
Mi pueblito en su épica histórica inicial (1)
Mi pueblito en su épica histórica inicial (2)
Mi pueblito en su épica histórica inicial (3)
Los poderes interventores / poemario
Economía subterránea prevalece en Puerto Rico
Extranjerización de la tierra
Meditaciones sádicas / al Marquis de Sade (1740 - 1814)
Consignas políticas para tiempos de crisis
La pubertad de la palabra
Yo soy la Nube Roja
Ética a Nicómaco o alguna sapiencia que tenga el corazón: López Dzur
TLANIHUIC / EXISTO
Amonestación a Gilles de Rais
EN ESTA MISMA ISLA
El Señor de los vientos / ECOLOGíA
Te lloro, Princesa
Energía renovable y de sustento
A Dafnis, inventor de la poesía bucólica
El arte permite brotar a la verdad
LA MADRE VERDADERA / LAMIA / ETNOCIDIO
Excluídos del abrazo
Desde la bárbara Troya
La sustentabilidad y sus contextos: C. López Dzur
Encontrar un interlocutor
Defiende tu pozo / Ecología
Bitácora de Carlos López Dzur: Nemoroso y la memoria de Elisa
La protección de las bestias del campo
Memorias de la caverna / Frags. poemario
La deconstrucción del modelo protagónico hegeliano
Lección de economía de un delincuente
Crisis alimentaria (2007-2008) e inestabilidad
Soberanía alimentaria: Un Nuevo concepto
Poetas Invitados a mi Website: Fanny Jaretón
Venga quien canta
A Astarté, diosa del Amor
Genocidio y despoblamiento de América
El sentido de comunidad
El feminicidio como patrón en la historia
La mística tántrica: Textos lopezurianos
Foro: De la Guerra: ¿sabía Ud.? / Palestina / López Dzur
Dzur: Del libro «La revolución profunda»
ENLACES INTERESANTES / DZUR / 1
Anexión de California, 1846
Poetas Invitados a mi Website: César Vallejo
Escuelas Libres, Extinción y genocidio
Bitacora comunitaria de Carlos López Dzur
Mi amigo Baudelaire
¿Qué realmente sabe de la corrupción en Puerto Rico?
De Teoría de la sustentabilidad
Escríbanos / Cartas / Enlaces / Amigos
ENLACES DE AMIGOS
Del libro Teth, mi serpiente
Ecología y sustentabilidad: Credos y Principios
Irak, neo-colonia de los EE.UU., al costo de 1.3 millones de civiles muertos
Cómo se templa el espíritu para la Revolución
Presentimiento / cuento
Narcotráfico e imperialismo
Por qué condeno el sionismo de Israel
Poeta Invitado: Rubén Darío
Biografías de Educadores pepinianos: Proyecto de Investigación
Seis compañías judías poseen 96% de los Medios del Mundo
Por qué creo en el socialismo autogestionario
En el Bicentenario de la Independencia Mexicana
Diez razones para dejar la CocaCola
Deseo, sexo, alma y mitología
ECOLOGIA Y SUSTENTABILIDAD
Los EE.UU. e Israel
ECOLOGIA Y SUSTENTABILIDAD
Librepensamiento y comunidad
Bienvenidos / Carlos López Dzur / Bitácora
«Sin comunidad no hay moralidad»: Tonnies
Poeta Invitado: Charles Baudelaire
Datos sobre el terrorismo en Puerto Rico
Bienvenidos / Carlos López Dzur / Bitácora
Bienvenidos / Carlos López Dzur / Bitácora
De Estéticas mostrencas y vitales
Carlos López Dzur / Foro Comunitario
Teoría de la sustentabilidad / Carlos López Dzur
Ecología y sustentabilidad: Enlaces y Teorías
Bienvenidos / Carlos López Dzur / Bitácora
El proceso femenino / Poemario / Carlos López Dzur
El proceso femenino / CONT.
El proceso femenino / CONT. / 3
Bienvenidos / Carlos López Dzur / Bitácora
Bienvenidos / Carlos López Dzur / Bitácora
Diálogo con Shiva en invierno (O meditación de Navidad)
Bienvenidos / Carlos López Dzur / Bitácora
Amor a la vida
Poetas Invitados a mi Website: Beatriz Ojeda
Foro Comunitario: Propuesta: Cien mil empleos productivos...
Declaración de amor / A Matoaka, alias Pocahontas
LA NADA Y LA POESIA
El capitalismo enfermo
Y LOS BOSQUES SE SECAN
Folclor y mitología zorruna
Mi música / Carlos López Dzur / Bitácora
Sobre la amistad
En días de enfermedad y convalescencia
Mis libros y autores favoritos
Foro Comunitario: Remembranza del ex-diplomático y ex-gobernador
Foro político: Carlos López Dzur / Bitácora
Foro de cuentos: Carlos López Dzur / en Galeón
Foro de poesía: Carlos López Dzur / en Galeón
Foro de eco-poemas: Carlos López Dzur / en Galeón
Foro de poemas: Evocación de Orfeo / Galeón
Foro Ambiental: Ideología del Movimiento Ecologista
Index / Artículos de C. López Dzur
Huertos: Una revolución en la forma de sembrar
Poeta Invitado a mi Website: Jaime Sabines
Organum: Poemas para ecosembradores
Organum: Poemas para ecosembradores / cont.
Organum: Poemas para ecosembradores / 3
La queja de Eros
Las llamas del Ser / De «La Revolución profunda»
Foro político: Carlos López Dzur / Bitácora
Puerto Rico: Proyecto Constitucional de Reforma
Pasión y muerte del Agua
Reflexiones sobre la devastación / Foro de Cuentos
carlosdzur1998: Las cuentas claras del capitalismo en USA
Santidad de la Luna / Carlos López Dzur
Foro Comunitario: Estadísticas concernientes a la prostitución
A Antonio José de Sucre (1795-1830)
A MIS HIJOS DE OTOñO / Carlos López Dzur
Para hablar sobre la libertad con Gabi / Carlos López Dzur
VOMENASAL O LA VIDA COMO UN PUGILATO
Canto a la Libertad / CARLOS LOPEZ DZUR
DE LA ZONAS DEL CARACTER / Los niños
TODOS SOMOS INMIGRANTES / Carlos López Dzur
Curso de Eco-literatura y Teoría de la Sustentabilidad
Esbozo de declaración poético-ambientalista
Curso de Eco-literatura y Teoría de la Sustentabilidad
Poetas Invitados a mi Website: Ana Romano
Sesiones / Curso de Eco-literatura y Teoría de la Sustentabilidad
Lección 1 del Curso de Eco-literatura y Teoría de la Sustentabilidad
Lección 2 / Curso de Eco-literatura y Teoría de la Sustentabilidad
Lección 3 / Curso de Eco-literatura y Teoría de la Sustentabilidad
Lección 4 / Curso de Eco-literatura y Teoría de la Sustentabilidad
Entrevistas interesantes
Mi currículum antisofista
La ley de la selva en la estatalidad moderna
La puntera / Sociología de los Delitos
Carlos López Dzur / Me voy a parar encima de tu cabeza
Carlos López Dzur / Poemas al Padre Sol / El dragón de las Tinieblas
CANTO AL AGUA OXIGENEDA / ECO Y DISONANCIA
Entrevista a Robert Faurisson / por Mourad Ouabass
Huertos: Las Hierbas contra la Depresión
Lo amenazante / Las cosas más feas / Bitácora de Carlos López Dzur
KETUVIM / ESCRITOS / POEMAS DE LOPEZ DZUR
Colaboraciones interesantes: Bitácora / López Dzur
Libro: Estado de alerta y esperanza: Carlos López Dzur
Dzur: Proyecto Fortune, Gente del 10 porciento, Cuando el fraude fue de $300 billones
O'Higgins ¿Bisexual? / El Padre de la patria
DZUR / INDICE / ¿SABIA USTED?
DZUR / INDICE / ¿SABIA USTED? / MATRIARCADO
DZUR / INDICE / BOLIVAR Y YO / A HUGO CHAVEZ
carlosdzur1998: La brutalidad policial en Anaheim desata la furia
DZUR / INDICE / NOTA / sobre Estado de Alerta y esperanza
Huerto: Soja de Monsanto y sus efectos adversos
DZUR / Textos sueltos / Estado de Alerta y esperanza
Victor López Nieves: poeta de SS del Pepino / PR
Cuentos sediciosos y bolivarianos / López Dzur
DEL ALMA BORICUA / CARLOS LOPEZ DZUR
BENDICION DE LA ZORREADA / LOPEZ DZUR
ESTADO DE ALERTA Y ESPERANZA / Indice
Los 25 poemarios de Carlos López Dzur
15 Libros de Narrativa de López Dzur
Huertos: SAUCE (Criollo o Colorado; Bardaguera)
Huerto: EL CULTIVO DE YUCA (Manihot sculenta)
Huerto: La sábila o alóe vera, propiedades medicinales
Remedios populares para curar cataratas del ojo
Huertos: Una revolución en la forma de sembrar (1)
Cuento: LA LEY DE LA PISTOLA Y EL GOBIERNO «PARA SIEMPRE»
Cuento: LA PESADILLA DE TANTON
Cuento: EL PERMISO
Cuento: EL NIETO Y EL MECHON DE PELO
INDICE: Cuentos sediciosos y bolivarianos
Cuento: EL DIA UNO
Cuento: LA CRUZ PARLANTE
Cuento: TESTIMONIO SOBRE INSECTOS Y GUSANOS
Comparative Statistics On Crime / International
Esto tambien es Israel
 
Cuentos sediciosos y bolivarianos / López Dzur

imagen
Ver
En torno a los libros de Carlos López Dzur
Ver
El secreto de la flor / La revolución / En HOSTOSIANAS
Ver
Una Introducción a la épica de San Sebastián del Pepino
imagen
Del libro
PARA CUMPLIR CON LA LEY
«The laws have their purpose, but they also have their limiits. That goes for lawyers and their bastard children, politicians»: .J. Pontillo
El jefe de los asesores de Tiberio, cuyo nombre es Sejano, cayó en desgracia. Ahora no importa el por qué es un agente de descrédito y escándalo. Ya fluye el rumor de que será ejecutado. El y su familia tiene que morir si es que Tiberio quiere proteger el emblema: Roma, «nación de Ley y Orden».

Se ha designado el soldado que cumplirá la encomienda, obedecer el decreto: Sejano muerto, a no más tardar, mañana. Especula sobre el momento de matar a la hija del prohombre. Su única familia es la niña virginal, edad de doce años y la belleza e inocencia lo impresiona. Es como entrar al templo y elegir la favorita de Vesta y no dejar que el fuego de su inocencia mantenga la paz del Estado y las buenas costumbres en cada hogar romano.

La ley es clara. Es ilegal que se mate a una virgen. Asignada la tarea, dirán al soldado lo que procede que se cumpla poara evitar contradicciones entre leyes. El vacila ante la tarea del homicidio. Vesta es una diosa venerable. «No la mates cuando la veas. Tómate el tiempo. Seduce. Mancilla. Ultrájala y cumplido ésto, la matas».

El soldado fue muy conteto a cumplir la orden. Ya no le molestaría la consciencia.

05-02- 2005
*
LA LEY DE LA PISTOLA Y EL GOBIERNO «PARA SIEMPRE»
Let us not insult the free and gallant citizens of America with the suspicion... (...) the advantage of being armed, which the Americans possess over the people of almost every other nation forms a barrier against the enterprises of ambition»: James Madison, Frag. «Federalist » No. 46
Ahí tiene usted a James escribiendo papeles federales en nombre de... ¿cómo dice él? gente libre y galana. Que hay que hacer una Constitución que sirva y que lo que se ha escrito, aún para ésta, es frágil. Se está escribiendo la Constitución y, como la Nación es muy grande, cada Estado quiere lo suyo y ninguno está de acuerdo con nada... Bueno, en fin, que está James Madison filosofando sobre leyes y cómo dar a cada ciudadano una pistola.

Timidón como es, aunque ¿sabe usted? James no tiene pelos en la lengua y es por eso que se contradice (hastta es mejor no hacer una Constitución de mierda
y tirar a la cloaca este borrador del Plan de Virginia) «Y no me llamen Padre de la Constitución: al final, cuando yo no esté, si digo que un Gobierno Federal debe ser fuerte, una-republiquita-menor de las que llama 'Estado'; / State / querrá imponer lo suyo, echarse su berrinche contra el Gran Gobierno, suma de otras voluntades; no no me llamen Padre de la Constitución.

Uno se cansa de mentir de que somos un montón de políticos buenos, hábiles oradores y abogados y a la hora de la verdad, todos y cada uno están vendidos a diferentes intereses, o facciones, unos en pro de latifundio, otro en pro de esclavitud, o comercio con los enemigos y la justicia, a la cola, a la mierda, a la cloaca».

2.

«The Constitution was not, like the fabled Goddess of Wisdom, the offspring of a single brain. It ought to be regarded as the work of many heads and many hands»: James Madison

Y, desde Nueva York, le escribió a Hamilton diciéndole que lo que anhela como ley debe ser «Para Siempre»: Una carta de Derechos que diga que hablar es gratis y que se haga libremente, que sea un derecho público porque un pueblo de mudos no sirve para un carajo, que haya habeas corpus y demósle una pistola a cada ciudadano porque, aunque yo digo que somos ciudadanos galantes me sospecho también que unos cuantos no son caballeros. Hay que tener el derecho de volarle los sesos a los hijos de las gran puta.

No, amigo Hamilton, no Washington. Ese gobierno nacional del que hablan se nos irá de las manos; las Grandes Burocracias, el Ejército Nacional, un Ejecutivo demasiado independiente, protagónico, activo, y se aplasta a la gente y se alojan las cucarachas, anónimas corruptelas... ¡ay, carajo, Alejandro, ya no me gusta ésto, yo soy más proviciano.

Una ciudad pequeñe que sea estado suficiente y yo le escribo una Constitución que ni tenga ejércitos ni banco. Todos con una pistola, sí, para que se limpie sola de corruptos y resista y lo que se diga en la ley sea «For ever».

3.

Lo que pasa, James, es que los británicos son unos ardidos, buscabullas, y vendrán a jodernos. Odian a Francia y nosotros con Francia tenemos una alianza y el inglés dirá: «Con ellos o con nosotros». Lo que pasa, James, es que esos piratas ingleses son más fuertes que lo que tú has creído y quieren guerra (y si guerra quieren, se la damos ya que asaltan a nuestras embarcaciones, obstruyennuestro comercio) y hay que tomar represalias, hacerlo ahora o nunca, si acaso no queremos que se repita el coloniaje.

Y tú no crees que somos vulnerables. La pistola la necesita la Patria, no el ciudadano galante, rompe-esquina que deambula por la calle. Un mono loco y presumido que se toma la justicia en sus manos.

4.

Y George dijo: «Guerra por motivos de comercio, yo no quiero; hagamos comercio mejor con los ingleses; el comercio forja amigos donde los cañones derraman la sangre».

«Pues, yo me opongo al Jay Treaty», dijo James el pistolero desde el mismo año del 1794, porque yo soy un ciudadano libre y galante y me gusta la pistola en el cinto y el británico maldito por mis labios.

Entonces, Hamilton le dijo: «Contigo no se puede, James; tú no comprendes un gobierno central para tratar estos casos; yo sí soy federalista y tú, demócrata de paja, republicano de blando ccrrizo; eso sí, con pistolita en la mano».

Ya, enojados aquellos fundadores de constitucio-nalismo, hicieron sus partidos, uno el Federalista y James Madison, algo que se llamó Demócratas Republicanos.

¿Y pará que pretender escribir leyes para siempre si por lo general se hacen para oprimir al que pretenden servir, o les vale de pretexto? ¿Para qué James echarle pedos a Jefferson si el gobierno nacional era débil cuando estalló la Guerra de 1812 y entonces lo entendíste y dejaste de teorizar, Madison como pendejo: ah sí, hace falta una Marina realmente armada y un Banco Nacional, ah sí, en Defensa Nacional.
*
TEORIA DE LOS HOMBRES CANSADOS
«Estoy cansado de que me digan que, por razón de la tolerancia hacia otras culturas, debemos dejar a Arabia Saudita y a otros países árabes que utilicen nuestro dinero del petróleo para financiar las mezquitas y las escuelas de madrassa islámica para predicar el odio en Australia, Nueva Zelanda, Reino Unido, Estados Unidos y Canadá, mientras que a nadie de esos países se les permite fundar una escuela en la iglesia, sinagoga o religiosa en Arabia Saudita o cualquier otro país árabe para enseñar el amor y la tolerancia»: Bill Cosby, a los 76 años de edad

Las teorías de los «hombres cansados», el pensamiento débil ante la indagación inteligente, honesta y crítica, son seguimiento de integración a los medios visuales de una amplia disparatería y por la vía de Fat Albert y los Chicos Cosby, se va a la tarea de estupidizar y emocionaizar las sociedades. Los hombres cansados se vuelven 'acusadores', tipejos de la calaña de Pat Robertson, Newt Grngrich y otros moralistas de la Extrema Derecha y promotors de niños frívolos y payasiles.

Ahora que Cosby tiene un doctorado / y que algunos ya saben que no se trata de grados honoríficos / se ofrecerá un curriculum a la escuela elemental, dizque para conseguir el verdadero objetivo de la diversidad, los valores familiares, los hitos democráticos, la esencia de ser étnico y, ¿por que no? un aumento en el aprendizaje; ¿aprendizaje de qué? si ha de ser más de lo mismo.

Esta es una de las cosas que le pregunta cuando lo ve un vecino antes de que él se mudara a esas exckusivas zonas, donde se ooculta de un diálogo franco, con el hombre de a pie, aduciendo que a las celebridades le molestar que se acerque mucha prensa y cualquier vecino, no sepa cuando importuna, le pregunte intimidades, lo abrume. «Las cosas no pueden ser como ayer», dice el vecino que es abogado de oficio y de la raza negra.

«Tengo 76 y estoy cansado. He trabajado duro desde que tenía 17. A excepción de algunos graves problemas de salud, yo pongo en las últimas semanas de 50 horas mucho trabajo, y no llamé a nadie para decir que estaba enfermo en casi 40 años».

«¡Eramos íntimos en la niñez, Bill!... pero, cuando te fuíste ni el número de teléfono ni señal de que desearas conservar un par de amigos. Comenzaste en cero una nueva vida y te cansaste hace 40 años, supongo que de mí no dudas que me alegrara de tuys éxitos.

«Hice un salario razonable, pero no heredé mi trabajo o mis ingresos, y he trabajado para llegar a donde estoy. Teniendo en cuenta la economía, parece que la jubilación no fue mala idea, y estoy cansado. Muy cansado... Estoy cansado de que me digan que tengo que repartir la riqueza a las personas que no tienen mi ética de trabajo».

«Para estar cansado, no mides lo que dices, Bill. Yo también he trabajado duro. Vengo de una familia de obreros de la construcción. Eso sí es rrabajar duro, no ante las cámaras o, como yo, con el tiempo, llevando casos a corte ty firmando papeles... Y no tengo ntención de que me repartas un centavito de lo que has ganado», riposta y sonríe. «Nadie, justamente en la América Corporativa te lo sacará en cara y, a mí menos que nadie me sorprende, que seas un capitalista clásico, libre-empresarIsta, individualista y conservador, pro-valores familiares, entonces estrujar la frase que repudia 'repartir la riqueza a las personas que no tienen mi ética de trabajo', suena a discurso. Has dejado claro que piensas de ese modo toda la vida... Mira tú sabes que soy socialista, que no es una etiqueta para mí. Soy un negro socialista. No he ganado tanto dinero, como tú en el cine y la televisión y sólo ahora me obligan al retiro, he trabjado por 40 años y no estoy cansado».

Bill Cosby ha realizado por cincuenta años una tarea, antes de sentirse cansado: replicar su comicidad hasta el infinito. Parece que está cansado de verdad y no puede cambiar ciertas cosas, pese a que es un hombre simpático; mucho más que el «Fat Albert» de su serie de dibujos animados O mucho más que el Chapulín Colorado y el Chavo del Ocho.

«¿Cuáles son las cosas que no puedes cambian y te cansan?», le preguntó Spike Lee cuando lo entrevista en 1997, pero fue este vecino que, por causalidad, se lo topa. «Son muchos años sin verte», le dijo Bill y reordaron algunos ratos pasados en la Universidad de Temple, mutua 'alma mater'. Ahora es un activo patrocinador de alumnos del equipo de baloncesto masculino en el campus. Es cierto y de las pocas veces que se han visto, aunque no hayan hablado porque Cosby suele estar rodeado de importantes tipos, que no son el 'hombre de la calle', es porque va a partidos. En los días de gloria del equipo bajo la dirección de John Chaney, el vecino fue un un cercano amigo de Cosby. Con este de avanzar y acrecentar su presencia en un círculo de super-exitosos, el abogadillo de marras, el marxista, le estorba. «Hay que saber elegir a los amigos, ¿o no?»

«Sí. Revela mucho de quién te rodeas y lo que haces».

El público se extraña de la ausencia del tema racial en las historias de Cosby. A más popularidad, más «blanco» en la visión de mundo y la serie «I Spy», puede que conteste para quien es que espía, entre dos diferentes etnias. Lo fascinan los temas de la Guerra Fría y las fantasías de espionaje. Vietnam del Norte ya no es el enemigo, ya no origina marchas en las calles ni repudio al Servicio Militar. La Unión Soviética no existe, aunque Vladimir Putin sobrevive. Los chinos / en la nación de Mao / apoyan la economía de América. Dan créditos / que ya el gobierno no puede daer ni a los bancos. Entonces, el teorizador del cansancio, con esa voz de abuelo sabihondo, se articula a fantasmas de nuevos enemgos: «Estoy cansado de que me digan que el Islam es una religión de paz, cuando todos los días puedo leer decenas de historias de hombres musulmanes que matan a sus hermanas, esposas e hijas por el honor de la familia; de disturbios musulmanes por algunas leves ofensas; de asesinatos por musulmanes a cristianos y judíos, porque no son creyentes; de musulmanes quemando las escuelas para niñas, de musulmanes lapidando a pedradas a adolescentes víctimas de violación, de muertes por adulterio, de musulmanes mutilando los genitales de las niñas, todo en nombre de Alá, porque el Corán y la Sharia se los indica».

Mas no estaba el abogado para echarle puyas y pedirle cuentas. Esa tarea incómoda fue más de Cosby que suya, porque a él siempre le pegó con la sartén conservadora. «Que eso de ser socialista / marxista / insurgente / en América es cuento de bobos». Y la verdad es que el vecino preguntó por Camille, su esposa, y dos hijas que supo por la prensa que le nacieron. El no quería saber que piensa sobre las disputas entre islámicos y sionistas. Siempre las supo: los judíos tienen las comunicaciones de América en sus manos. Es una simple premisa: «Si estás en la TV con éxito y ganando millones,convalidas el sionismo. Estás con Israel pase lo que pase. Has de odiar al palestino con todas tus fuerzas».

Sin embargo, a Cosby, el cansado lo mortica que le mencionen sus relaciones con féminas. De asuntos matrimoniales, mejor que no se le hable. Una mujer canadiense lo acusó de haberla violado en su mansión de Cheltenham (Philadelphia) y que su conducta es mañosa. Le da somniferos a mujeres, píldoras azules, antes de cometer el abuso de confianza.

Menos mal que a los 76 años es un hombre cansado y siempre la excusa de las extorsiones y la envidia ajena le sirve de coartada. Con un tecnicismo al pelo, ante busconas y parásitos, puede salirse con la suya. Lo que dijo expresa su complicidad con emporios sionuista en América que su persona engordan con «ingresos razonables».

El tiene un doctorado en Educación, especializado en caricaturas, sobrinitos atrabancados y medios visuales desinformadores, pero filtró su islamofobia, y el vecino dice:«Total trabaja con sionistas, pero es una bella persona. Y un viejito cansado» (¡y te la mete monga!) Se suele pensar erróneamente que su doctorado es honorífico y que él es un playboy de los que folla en Las Vegas las playmates of the year. No es cierto. Es sólo anfitrión de Los Angeles Playboy Jazz Festival desde 1979.

En su Teoría de los Hombres Cansados, Cosby se muestra mezquino como si fuera el único contribuyente dekl fisco. Hay distintas maneras de decir que no se quiere Gasto Social para los pobres. «Estoy cansado de escuchar que el gobierno tomará el dinero que ganaba, por la fuerza si es necesario, para dárselo a la gente demasiado perezosa para ganarlo... Estoy cansado de que me digan que los adictos a las drogas tienen una enfermedad, y que yo debo ayudar a apoyarlos y tratarlos, y pagar por el daño que hacen... Estoy cansado de escuchar ricos deportistas, artistas y políticos de todas partes hablando sobre errores inocentes, errores estúpidos o errores juveniles, cuando todos sabemos que piensan que su único error fue ser atrapado... Estoy realmente cansado que la gente no tome responsabilidad por sus vidas y sus acciones. Estoy cansado de escucharlos culpar al gobierno, o la discriminación lo grande de sus problemas•..

El vecino rojillo, claro está coincide en algunas cosas. Cosby da consejos sobre la fealdad del tatuaje. Coincido cuando dice: «También... harto de ver a los hombres y mujeres jóvenes en la adolescencia y principios de los 20 llenarse ellos mismos de tatuajes en la cara y rellenarse de hierros, con lo que ellos mismos logran quedarse sin un empleo y así tener que reclamarle dinero al Gobierno. Sí, estoy malditamente cansado»; pero, ¿por qué se enfada con quien dice que el calentamiento global está dañando al mundo? y si quiere un debate, por que no va y se esconde. De veras, él es uno, cuyo cansancio se explica en no querer «que me digan que debo bajar mi nivel de vida para luchar contra el calentamiento mundial». Lo consuela que, a la edad de 76, está de salida. No verá el desastre. «No voy a tener que ver el mundo que estas personas están haciendo. Lamento por mi nieta y sus hijos. Gracias a Dios que estoy en el camino de salida y no en el camino de la entrada».

El vecino rojo / como se lo mencionaría en la casa de los Cosby / es el negro incómodo de Temple. Demasiado franco como para decir que Bill no es el mismo que una vez tuvo por vecino y quiso por amigo, porque es chistoso y dulce como el pan... «¿Qué ha pasado que, con el paso del tiempo, está muy pagado de sí mismo?», se pregunta. «¡Pobre Bill! De veras ha de estar cansado».

Ya Cosby piensa que lo sabe todo, no quiere aprender, rectificar ninguna cosa. Ahora es el Doctor de la Puerta de Salida, dará consejos y no se repetirá, está cansado para tener que hacerlo. Donde se para deja un epitafio para que lo cite la posteridad. Echa fieros a los drogadictos, a quienes extorsionan al hombre exitoso, a los ambientalistas, los activistas multiculturales, a las reinas de la Beneficencia Pública, al Estado Benefactor, a las Panteras Negras, los socialistas, progresivistas de cualquier izquierda y en cualquier parte del mundo, odia el Islam y la Arabia Saudita, el Tikkun, al que no crea en hacer mucho dinero, como enseñeran los mercaderes venecianos y la Fortune 500 y, por pereza, se queja del gobierno, su mala suerte y de todos...
*
DE HOYOS Y MAS HOYOS EN SU CARITA, 1985-1988
Por un agujero del volcán Nevado del Ruiz en Colombia, por donde erupcionara más fuego, lava y piedras incandescentes, que las que jamás se vieran sobre la Tierra, se hizo necesario que se cavaran otros 24.000 agujeros y se sembraran tal cantidad de cadáveres. Ese año se descubrió que la Antártida es una zona vulnerable. La cubre una capa de ozono agujereada. Un terremoto y sus remezones de réplica han costado las vidas de 35,000 mexicanos.

Y hay una niña colombiana en la ciudad que llaman «La Agujereada» por el Volcán que casi se cargara con su nombre, Blanca Nieves Ruiz. El hecho es que su vista en México fue una misión humanitaria. A La Agujereada le harán unas intervenciones quirúrgicas que recons-truyan su rostro, todavía surcado de boquetes en cada mejilla e incrustaciones de piedras volcánicas.

Es triste. Varada en espera, en limbo migratorio, permanece sin las operaciones. El hospital que le ofreció su quirófano y los médicos que ofrecieron sus servicios, ya no existen. El edificio de hospital está convertido en escombros.

En el año prenunciador del regreso del Cometa Halley, se destacan los eventos sombríos. Chile movía, por faena de caridad, su interés por el caso. «DevolvEr la alegría la niña colombiana agujereada» y como se sucedieron meses, unos tras otros, vino el día del mentís.

Un terremoto, con una magnitud de 7.7 en la escala de Richter, azotó el centro de Chile, casi 200 muertos. Se lo dijeron a La Agujereada, «Ya no te operarán. Ahora es en Chile donde sobran los muertos y los heridos». Como si se perpetuara en el pánico, ella, se toca las mejillas y susurra «¡más hoyos, más hoyos!»

Y no le saldrán los dientes, habla como viejita y a la edad de diez, se ha vuelto fea, cenicienta, demacrada; «y no me saldrán los dientes», gime a llanto partido. Su edad avanza, meses tras meses, y en zozabras económicas de sus padres y dolor moral intenso, acaecen sus vidas y la historia: (Estados Unidos ha bombardeado Libia, hubo intento de matar a Augusto Pinochet, este septiembre en Chile, se complicó la emeregencia nuclear tras el estallido de Chernóbil, clonado el embrión de una oveja y hay escándalos donde quiera. Irangate, por ejemplo, en los EE.UU. se mencione armas, bancos y gobierno).

Por no desobedecer y ante Tormentos Mayores, la niña agujereada arguye que viene el Cometa Halley. Sobrevolará la Tierra y será como ángel de avisos. Y el Cometa, en sus formas angélicas, dijo ella, le habla y la favorece don de profecía. Siente que el pueblo, como siempre, no le creerá porque su voz es meliflua, desagradable, como en dolor y el aire le sale por hoyuelos que tiene en la carita, su antes bella carita de loza, carita nevada; pero, aún así, se sale del quinto patio de su arrabal y alega lo que llama profecías.

«Que diránr a Pinochet que se vaya y entregue el país a la democracia». «Que habrá una gran matanza en China. En la plaza de Tianamen de Pekín». «Que ya no habrá Partido Comunista en Hungría, Polonia, Checoslovaquía y el Cometa Halley se llevará el muro de Berlín, derribándolo, aunque Israel y Norteamérica construirá los suyos».

En 1988, todo lo que dijo, con galas de profetisa, se cumplió y no pudo dar otras. Murió. Se organizó una colecta pública para satisfacer los costos de su regreso a Colombia. La niña pidió que sus restos cremados se lancen como cenizas a las que ya se acumulan a los pies del Nevado del Ruiz.

09-12-1990
*
LA PESADILLA DE TANTON
«I've come to the point of view that for European-American society and culture to persist requires a European-American majority, and a clear one at that»: John Tanton, Dec. 10, 1993

«And more troublesome, what about the less intelligent, who logically should have less? Who is going to break the bad news [to less intelligent individuals], and how will it be implemented?... I have no doubt that individual minority persons can assimilate to the culture necessary to run an advanced society but if through mass migration, the culture of the homeland is transplanted from Latin America to California, then my guess is we will see the same degree of success with governmental and social institutions that we have seen in Latin America»: John Tanton, Padre del Movimiento Anti-inmigrante y la Literatura del Odio en Norte-América
Fue un día muy activo, con mucha bilis derramada y estaba deseoso de echarse en la cama y dormir profundamente. Anduvo con Roy Beck, director de «Numbers USA» (también, compinche de andanzas y ex-empleado de la Fundación U.S. Inc., del propio John Tanton). Ellos dos son los que mantienen el racismo vivo en la nación de Washington, Madison y Adams.
El viejo funcionario, el Dr. Tanton. es considerado el arquitecto principal de la Ley Migratoria de 1924, que instituyó el sistema de cuotas y prohibió la inmigración asiática a los EE.UU. Es anti-semita y en el decenio de los Cuarenta vocero pro-Nazi de la Coalición Americana de Sociedades Patrióticas, por lo que fue acusado por violar las leyes de sedición en 1942.

«Sé que te quieres acostar, te ví esta noche soñoliento y fatigado. Voy a cerrar bien toda tu casa. Pusimos mucha presión al condenar a los invasores; había Mafia mexicana, velándonos, y judíos secreteándose cosas y no me gusta que nos sintamos tan lirondos cuando alguien a quien ofreces una revista de FAIR, como American Renaissance, en tus propias narices la escupe, te la rechaza y riposta, como activistas que te refiero: 'this is a racist, pseudo-scientific magazine' y no la quiero», lo advierte.

«Pero, hombre, ¿te amendrentaron? Los datos están ahí. Si decimos que la habilidad de los latinos para gobernar California es casi nula es porque es cierto, allá y en Michigan, en Texas o Washington. La habilidad de ellos es nula aquí... whether the minorities who are going to inherit California (85% of the lower-grade school children are now minorities -- demography is destiny!), ¿crees que podrán regir en una sociedad avanzada y quitarnos el poder? No. Por mil demonios no... porque ellos son mediocres, inferiores y nosotros sí sabemps spnre los males de la raza, la inteligencia que se descuida y la eugenesia que se pone a la zaga»
Y mientras daba esa perorata, casi desnudándose enfrente para echarse a la cama, el Buen Roy Beck velaba por la seguridad de la casa, activando alarmas, pestillos y barrotes. ¡Que par de pejes!

Uno, como el viejo, a la caza de contactar excéntricos multimillonarios, como Robert K. Graham, de quien supo sus quehaceres de eugenesia, afán de que le construya una raza perfecta, digna de inscribirse en la novela The Camp of the Saints de Tarton. Un mundo donde no haya esa hordas salvajes de indios tomando a Francia por asalto ni mujeres blancas enviadas a budeles inmundos para el disfrute de hindúes de oscuros rostros e hirsutas barbas, «in a grotesque orgy of men, women and children».

Hay otra novela de Tanton que toca el tema de la lucha de las razas, The Turner Diaries, casi un credo de supremacistas angkosajones en América y él la llena de monstruos que saca de su fantasía. Todos los inmigrantes son monstruos, «grotescos enanos», «mendigos en las calles de Calcuta», sólo que según pasa el tiempo actualiza personajes. Ya no necesita judíos, pese a que. niega el Holocausto y sigue odiándolos; ya no necesita negros colgados de ramajes de los árboles. Basta con que sepan que él es amigo de los que defienden los Klanes (KKK) y quien es pensador nacionalista en pro de la raza blanca, lo llamará Buen Amigo. Sepan que el Buen John es Amigo del Buen Roy y es es un guerrero.

«¿Estás ahí?», a veces piensa que sufre algo de paranoia.

Llama y pregunta por el Buen Roy, su editor de Europhobia: The Hostility Toward European-Descended Americans, para que le ponga sobre la mesita de noche la grabación hecha en la tarde, antes del evento nocturno, cuando estuvo con John Vinson, a quien entregó el apoyo incondicional al grupo «American Immigration Control Foundation», gente que se explaya contra el multiculturalismo y que, a su juicio, lamentablemente, «por razón del mísero pueblo que somos», reemplaza la cultura euroamericana con culturas disfuncionales del Tercer Mundo.

Desde la compañía publicadora, The Social Contract Press, Tanton y sus asociados llenan la comunidad de propaganda, de una esquina a otra del país y sus organizaciones forman la red de su Tarántula de xenofobia, cada hilo una picadura venenosa, Federation for American Immigration Reform (FAIR), U.S. Inc., Center for Immigration Studies (CIS) y otras tantas.

Después de su jubilación en Michigan, donde fue oftalmólogo, se ha dedicado a sacar los ojos al prójimo, cerrárselos, como los suyos, para no admitir los cambios demográfico y quedarse con la ilusa jactancia de un mundo nacionalista eurocéntrico y mayoritario. La «American culture» que discursa en su miopía equivale a una mayoría de ancestro europeo, donde quien migra se asimila, porque, de no ser así, maldita la hora de recibirlos. Maldito el país, que claudica por la mediocridad, el autosuicidio y la decadencia.

Desde que Beck editó «The Immigration Invasion», el libro de Tanton, sus nombres circulan juntos. Dos tales para cuales. Ambos enfatizan que la amenaza más grande que acosa a Norteamérica USA es la inmigración desde el Sur de la Frontera, mexicanos y centros-americanos que son «non-white aliens», el bloque de enemigo.

Es preferible que se replique el publicitado Gen Humano sintetizado en Inglaterra a que se siga llenando el país de asiáticos. Ambos, Tanton y Beck, creen que levantar un Muro o Tortilla de Acero y Hormigón Armado, con super-tecnología que pueda detectar a quien se filtre e invada el Norte, i.e., para entrar a los EE.UU., es tan deseable como fue para los comunistas alemanes cuando vieron el flujo:de 'traidores' desde Berlín entre el mundo delante y detrás de la Cortina de Hierro. y separaron dos ciudades alemanas con alambradas de púas y luego con una muralla de concreto, mallas electrificadas, minas, perros y atalaya.

«Ah, buen Roy, lo que me quieras comunicar, házlo mañana, ¿de acuerdo?»

«Pero te dije... es por cuestièn de seguridad que prefieron hablarte por un rato esta noche».

«El sueño me mata, o los años. Mi lucha y mi salud es lo que debe quedar. Guarda todo, sé buenito que el viejo está agotado».

«Lo hago, lo hago».

«Para que mi nombre sea honrado con sala dedicada en la Biblioteca Histórica de Bentley»

Mas son los mismos académicos de la Universidad de Michigan, donde opera la Biblioteca Histórica Bentley, quienes se preguntan: «¿Cómo es posible que se guarde aquí la basura / 'private papers' de Tanton / su literatura de odio, la más hediente en el siglo? Cada libro de Tanton-Beck es feroz diatraba, pero su último libraci marca el año de 1988 como el «hito del nuevo racismo antiinmigrante y anti-multicultural».

Regresa de un evento en que habló con rudeza inusitado contra las autoridades de la frontera canadiense, censuradores, que impoden que el libro entre al país y se distribuya en Quebec. «That's hate literature», le dijo un canadiense en la actividad, «we don't like that shit out there!»

«El canadiense y el mexicano nos agriaron esta noche», dice Roy.

«Me he sentido mal, Roy, pero te pregunto: Ese fulano blanco, que dijo que es oftalmólogo como yo y apenas endereza sus ojos bizcos, ¿que me dirá que me mortifique? ¿Quién es para curar a las bizcas consciencias, quién es para dudar de lo que yo digo, que es simple. Si una persona de una minoría particular [léase asiático o mexicanom si viene a California] es mejor que tenga la inteligencia y cultura necesaria para asimilarse de modo que él y su familia puedan funcionar bien en una sociedad avanzada».

Tal vez no supo formular sus preguntas. O está estúpidamente prejuiciado y las conclusiones que dio por respuesta son irrisorias...A través de la inmigración en masa, que Tanton designa la Invasión, «la cultura de sus naciones se transplanta» y, desde América Latina, «se trae a California el mismo grado de desarrollo o avance que tienen en su gobierno e instituciones sociales»... ah, que es CERO, la gran mierda.

«¿Dejaremos a individuos como tales que sean llamados inteligentes, les daremos privilegios estatales o federales para que puedan seguir procreándose y teniendo más hijos?» Pues, sepan, pobres diablos: John Tanton dice que no. El centro CIS y FAIR dicen que no. American Immigration Control Foundation, se ha unido y dice que NO, NO y NO.

No se acercó, no se dio cuenta, si Beck se fue y dejó la grabación solicitada sobre su mesita, con el vaso de agua. El Buen Roy también debe estar soñoliento porque dizque, como dos guerreros arios, trabajan para quitar de la psiquis de los blancos esa culpa («unwarranted hatred and fear») que los multiculturalistas infligen para dar su complicidad a los invasores migratorios.

«Hola, John», dijo.

«Carajo… no me jodas. Un enano de Calcuta… ¿Quién es usted? ¿Por qué entra a mi dormitorio? ¿Roy le dejó pasar? Ah, mitad de ser, ¿qué quiere?»

«No sé de qué Roy me habla usted».

Le dio más enojo que miedo y le produjo una cierta parálisis cuando el sujeto dijo que dejaron las fronteras abiertas y fue el primero que entró con su familia. «Sólo tuve que apretar el paso y sentirme en su casa... Vengo con mi familia. Detrás de mí, seguro que vendrán otros miles, con sus hijos y sus esperanzas».

Tanton hizo esfuerzos por levantarse y por causa de un brusco movimiento, comenzaron a chillar las alarmas que el Buen Roy activara antes de irse en el bunker, donde el jubilado vive. El invasor parecía no oírlas, pues con su santa calma describía cómo su esposa e hijos tomaron las habitaciones.

«Todos estamos cansados. Caminamos por desiertos, sufrimos en guerras. Es tan hermoso que el presidente Ronald Reagan y Mikhail Gorbachev aliviaran las tensiones entre dos superpotencias, como ésta y Rusia y se decidera, ya por fin, el final de la Guerra Fría... Ahora venimos por causa del Fondo de Pioneros que usted promueve para animar el mejoramiento racial... »

«¡No,no!», gritó.

«Simplemente, soy un músico, antes un miklitar no se lo niego, músico entre aquellos que llevaron su concierto Live Aid para el socorro de la hambruna en Etiopía; pero yo vine, con mi familia de Ucrania y ví que la mayor parte del mundo está empozado con desechos radiactivos y la catástrofe de Chernobyl no es la única; que tpmé como causs. Usted debe estar preguntándose ¿cómo supo del Pioneer Fund, y el proyecto 'race betterment', si sólo se permite saber de él a recomendados de grupos privados y gente que ofrezca nuevo entendimiento de la cultura judía?... Vea, precisamente, porque soy judío y hay que rehacer a muchos de ellos, a sionistas, que apoyan la guerra Irán-Irak, que lleva más de un millón de muertos... yo soy un judío que me quiero rehacer, he amado la venganza y la guerra. Y, ahora me corrijo. Vea usted. Nunca estuvo el mundo tan plagado de guerra, como ahora. Ni tan cerca de una guerra nuclear como en octubre de 1962 y yo no quise saludar el pacifismo ni miré el Africa hambrienta de justicia. Ni el Congo y estuve allí, como soldado, cuando ocurrió la masacre de Sharpeville, y yo fui un soldaDo en servicio del apartheid sudafricano... Dieciocho naciones africanas alcanzaron su independencia en ese decenio. Por eso, si hay los fondos pineros, quiero un millón de dólares y tal vez iniciar un proyecto con inmigrantes... y usted, me dijeron es el mayor experto, ¿o me engaño?»

En medio de su pánico, miedo a no ver lo suficiente ni poder sobreponerse de la repentina parálisis, miedo a no acertar el paso que lo lleve a sus alpargatas, se dispuso a desgañitarse. «¡Fuera de mi casa! ¡Fuera!», gritaba.

Vana emisión de voluntad. No hay sonido que opacara al imaginario estruendo o chirrido de las alarmas. No quería escuchar a este hombre que revuelca su conciencia. Y es vano empeño. Ese hombre no existe. No está está el Buen Roy ni ninguna otra persona en la casa. Nada suena como alarma y nada puede oirlo. Subjetivamente, dentro de sí tal vez. Mas su corazón no oye.

Está con ideas por percibir, pero más allá de las teorías de su vieja ciencia oftalmológica.

08-02-2008
*
EL ANGEL DE LA MUERTE
al Comandante / Presidente Daniel Ortega
El sutil Ángel Hechicero de la muerte, «vestido con estola nacarina», «brillante como el ébano bruñido», rondaba el hogar de José de Jesós, ex-Alcalde. Era la madrugada del 24 marzo de 1898, cuando volvió a soñar con la Cacica. Ella le ofrecía «el hombro esclarecido / los bucles de su riza cabellera» y, sobre todo su voz llena de sueños. El se reclinó en el hombro. La fiebre desaparecía con el reacomodo de su cabeza en su piel.

¡Qué mejor almohada que sus hombros!

En Mayagüez, se dijo por los «conservadores de siempre», a saber, Olaguibet, Balboa Blanes, Suau y Mulet, Ruiz de Porras y los descendienters de Cucullu, el chismoso,que la alegada Cacica no es otra que la Vengadora de la Desobediencia, agente ocasionante de su fiebre tifoidea y que a José no le valdría ser médico. Para infamar más al enfermo, le inventaron antecedentes de ebriedad en Añasco y la Sorbona, gusto por los alcoholes y, sin embargo, él sólo estudiaba la historia de su descubrimiento.

«El verdadero elíxir que yo he bebido es el vino de los parnasianos, la poesía». El verdedero exceso confesar vívidamente, cuando fue diputado en Cortes, sus vivencia del Sitio de París durante la Guerra Franco-Prusiana. al mando de Helmuth von Moltke.

... pero su lealtad no es con Francia ni Prusia. Ni aún España. Leal sólo a la Cacica...

Como no salía y se alejó del Casino, por causa de la tifus, dijeron que estaba ciego. O le temía a los yankees. No. El escribía sus Teorías de la Visión y, en el casino, disertó varias veces sobre la ceguera. El veía hasta la sombra de lo aparente y, por causa de la Cacica, iba a la región de Yagüez, lugar de aguas puras y claras, y conversaba los sueños que el mismo Urayoan tuvo. De conversaciones tales, organizó su visión política.

No es delirio suyo. Observa cómo la Cacica le habla. Incentiva el seguimiento a ciertas realizaciones. «Aprender a morir en medio del sueño, no antes ni después. En medio, como Osmalín. No dejar de soñar porque, al final, cuando el sueño acabe, lo soñado será tu realidad y estarás en medio de lo más nítido del Alba como «presagio singular que nos advierte / que detrás de la tumba, raya el día».

¡Como obstruyeron y odiaron al médico-poeta, cirujano de París en la colonia! No en balde el ángel de la muerte lo quería, con la presencia especial de su radiancia, la estola nacarina! Le conversaba minuciosamente con la voz de la Cacica, cuyo «labio sonreído se colora» al referirlo como «flor de los trópicos», verdadera rosa de Venus.

Para José de Jesús, ver el ángel que ronda es confundir «sus mejillas con la Aurora» y la Aurora es el sueño de su Cacica, sueño por el que le surgieron los enemigos que le dejaron morir, en vísperas de un nuevo régimen. El era más que un simple autonomista. O reformero.

Muchos vecinos alegaron serlo hasta que España apretaba las tuercas, los corsetes de suplicio y clavaba astillas entre las uñas de los conspiradores. Desde 1848, cuando se construyó el Cuartel de Infantería, mayagüezano, los administradores José Antonio de Cucullu, asumió que el pueblo está lleno de truhanes subversivos. Y, después de la revuelta de Lares, Bruno Ruiz de Porras y Antonio de Balboa Blanes, argumentaron que la persecución debe ser más intensa y el ex-Alcalde Olaguibel, antes y después de 1887, quiso sangre y torturas. La manifiesta evidencia de las sofocaciones para cuentas al Gobernador Palacios.

«Todo ciudadano es sospechoso en Mayagüez y tiene nombres de truhanes», se dijo y del semanario «La Razón» extrajo a gusto los nombres.

No se salvó ni el ex-alcalde del 1890, el médico-poeta, el buen enamorado que delira con la Cacica y levanta la visión de dar la autonomía administrativa a las Antillas. «Pero eso no se puede. España lo prohíbe», le dijo Olaguibet. «Se puede, pero hay estar en medio del Sueño», ripostó.

El sutil Ángel Hechicero de la muerte ronda al añasqueño que no canta a la autonomía colonial. Por el contrario, su sueño es tan grande como el de La Cacica de Guarozabo, en Mayagüez, cerca de la costa. El sueño se pervive, rumbo a la islita de Mona, donde hay dos bateyes y una marca taína que la que Cacica hizo. «No es quedarse en la Tula, sin ir al círculo distante y la región encantadora, despertar en el Alba de las Tres Antillas».

*

Del libro inédito «Cuentos sediciosos» / de Carlos López Dzur
Ver
Berkeley y yo: Indice / Carlos López Dzur
Ver
CORNELIO, EL PUERCO
Ver
Indice: Las zonas del carácter
imagen
*
EL AVISO DE HATUEY, 1511
«Este es el dios que los españoles adoran. Por esto ellos luchan y matan; por esto nos persiguen y es por eso que tenemos que lanzarlos al mar», palabras del Kacike Hatuey, antes de morir devorado por las llamas el 2 de febrero de 1511, tras mostrar un cesto con oro y joyas como testimonio del materialismo europeo. Citado por Fray Bartolomé de Las Casas
Dijo Guaybaná, el Gran Sol, veedor de hijos y vecinos de Agüeybana, que en la desembocadura del río Caoyuco, se probarán las intenciones de quienes hoy se apropiaron de conucos, especulan con la tierra y el alimento del pueblo, y no dan justicia, sólo pagan con opresiones. Y Majagua, despojado por la almoneda pública y gentes como Juan Cerón, Marcos de Ardón y Garci-Troche, se quejaba a Guaybaná de contínuo y cómo cacique lo sufre: «Me han quitado la tierra. Me dejaron el jugo venenoso de la ira y lágrimas, como naiboa de yuca, y van echando a mi pueblo de mis jurisdicciones, y aunque no tenemos hambre porque la mar nos alimenta, la mar y sus ríos con peces dulces, sólo en la noche pescamos, sea peces y jueyes, y alumbrados con teas de guaconax».

El Gran Sol, veedor de los despojados, lo escuchó y recordó el aviso de Hatuey y que el taíno no tiene que alimentarse a oscuras ni depender de los árboles ardientes / como el guaconax / para darse camino o alimento en la tierra que es suya. Dejemos el Guaconax para alumbrar la ruta de la libertad cuando ya no haya soles. Y habló sobre el quehacer de Hatuey en Caobana, donde los arijuas blancos edificaron el Fortín de Baracoa.

Y dijo que, allá en la Isla Grande, Hatuey llama a los boriqueños y quisqueyanos a unírsele. La nación es una «y es por eso que tenemos que lanzarlos al mar», iniciándoles la guasábara del rechazo. La suya es la primera guerra de guerrillas contra los guamikenas; pero en la Cuba oriental y central solamente unos pocos se le unieron. Son incrédulos al horrible mensaje que da Hatuey, y que dice: «Adoran a un dios de la paz y de la igualdad, pero usurpan nuestras tierras y nos hacen sus esclavos. Nos hablan de un alma inmortal y de sus recompensas y castigos eternos, pero roban nuestras pertenencias, seducen a nuestras mujeres, violan a nuestras hijas. Y como no pueden igualarnos en valor, estos cobardes se cubren con hierro que nuestras armas no pueden romper».

Durante tres meses, Hatuey lleva una cesta de oro consigo y arenga sus 400 tropas. El enemigo no quiere dejar la seguridad del fortín en Baracoa, mas sabe lleva una enorme cesta de oro por carmada. ¡Tanto es el miedo a estos valientes que remaron sus canoas desde Quisqueya, Madre de todas las tierras, hasta Caobana. Están a la defensiva, pero, mentre los mismos indígenas, husmeadores de la Isla Grande, Diego Velázquez agita tentaciones. Busca cómplices y traidores para que se destruya a sí misma la indiada
Y, al guerrillero al fin lo capturaron en febrero. Un sacerdote estuvo listo para exonerar el crimen, diciendo: «Pobre infiel, pecador, indio malo, que no cree en Cristo ni en la salvación para ir al Cielo».

«Pues a la mierda, al carajo», ripostó un soldado.

Lo ataron como a hereje que se transportaría al infierno y fue quemado vivo. Aún Guaybaná no lo sabe; pero el Gran Sol sigue creyendo que Hatuey nos espera y que los nuevos guerrilleros que deben navegar rumbo Quisqueya y la Isla Grande / Caobana / se citarán en la desembocadura del río Caoyuco, y allí probarán la unidad de las Antillas y darán su rechazo a las intenciones de quienes hoy se apropiaron de conucos, especulan con la tierra y el alimento del pueblo.

04-13-2008
Ver
carlosdzur1998: Mi curriculum
Ver
Lope de Aguirre y los paraísos soñados / Carlos López Dzur
Ver
Para el fuego se forjó Fra Dolcino / Del Libro de Anarquistas
imagen
*
EL MANATI, LA VACA DE MAR
El manatí es el único mamífero marino que pasta y discurre sus días, completamente herbívoro, en las aguas costeras, o en ríos ante ojos humanos. «Y el agua en que descansa, o chapotea, es la leche de los estuarios y una vez que lamen las yerbas marinas, las endulzan. Nada hay menos amargo que este habitante del Toa.

A este animalejo del que se pide bibí, se vale tenerlo como madre, al chupar el agua de su teta, leche del Toa.

«¿Entenderíar Fray Pané o Pedro Mártir cuando un niño taíno, por más crecido esté, adulto es quien pide de la Teta / bibí de los manaties?»

Entonces, el alma sediciosa dice: «Lo dudo. Para ellos, todo lo que vive en la mar es bárbaro y torpe y se vale definirlos como peces y comerlo a dentelladas y darse en derecho sobre ellos, industria, consumo brutal y dominio; pero el Taíno / Bueno y Noble, hasta en la mar vio a su Madre y en las charcas de mar, donde habitan los manatíes, vió cósmicos senos, xagüeyes».

Verificará en su vida las diferencias de una Isla de Sangre / Oubao Moin / y una con Dulce Altivez, ecológica, humanística. Tito Kayak se ha aventurado por la cuenca del Caribe, y está marcando con su valor la ruta de valientes ancestrales. Ojalá pudiera pasar por archipiélagos de Los Monjes, Las Aves, Los Roques, Los Frailes y Los Testigos e islas Los Hermanos, Aves, La Sola, La Tortuga, La Orchila y La Blanquilla, puntos pertenecientes a Venezuela.

Ojalá que remara, día y noche, hasta que sepa el Caribe palmo a palmo de Anguila, Bermudas a islas Vírgenes, de Caimán a islas Turcas, Caicos y Montserrat, de Margarita, Coche a Cubagua, es uno sólo cuando se rema por la Libertad y se ama a la Mar como si fuera la Madre y cómo los Hombres Buenos la amaron, cuando no había fronteras.

Aún, en la senda de los manatíes o las vacas marinas, se piden Bibí, agua de conciencia clara. El grito es: «Toa, toa, toa».

[Aunque parece sacado de una leyenda, el hecho es real. Fue el 7 de junio que Tito Kayac salió en viaje de Ciudad Bolivar, Venezuela a San Juan, Puerto Rico, y de San Juan, a Washington, D.C., USA, y espera una travesía de 50 días a fin de proclamar el mensaje: «Que 31 años es demasiado y cautiverio injusto al mantener sumergido al Hermoso Manatí que es el patriota Oscar López Rivera», prisionero político de más largo suplicio del Hemisferio y del mundo.
Ver
Del poemario HOSTOSIANAS
Ver
Mis libros / C. López Dzur
Ver
Curso de Eco-literatura y Teoría de la Sustentabilidad

imagen
*
LA RUTA DE LOS VALIENTES
a Alberto de Jesús Mercado,
alias Tito Kayak, y Oscar López Rivera,
dos patriotas puertorriqueños

«La gente de esta isla Española tenia cierta fe e conocimiento de un verdadero e solo Dios... e lo nombraban Yocahu Vagua Maorocoti: no se lo que por este nombre quisieron significar; (...) pues turey era el cielo y tu-rei-guá, celestial o procedente del cielo»: Fray Bartolomé Las Casas

«E llegándose alguna barca a tierra a hablar con ellos, diciéndoles tayno, tayno, que quiere decir bueno... también se indagó, quién es el zemí, Kemi, señor de la tierra, mi, como contracción de guami, señor»: Dr. A. Chanca
En los grupos aruacos, el buen navegante y guerrero del Caribe incluyó a los primeros haitíanos, quisqueyanos, ciguayos, boriqueños, siboneyes, xamayquinos, pero a todos, en el conjunto de islas, se les adujo como Hombres Buenos, / hermanos buenos / «que no son arijua(s), extranjeros».

Cinco siglos después, Oscar López compartía la visión. Así seguía llamándolos, junto a otros navegantes de mares, en aras de identidad y por dar a su región de patria extensa y rutas y geografía de servicio y libertad. Agregó que ser cortés, bueno, con nobleza de alma, no quita lo valiente. Todo taíno que subsiste en esta región de mares, vecino a manatíes y tiburones, fue como ayer y como es hoy: el explorador.

Y con Madre y Padre / en cemí devocional / se guían. Hábiles en bosques, donde el sibey es arcilla pegajosa, en costas y sibaorucu, lomas de piedra. Por Oscar, quien lleva más de 30 años enclaustrado en prisión por los yankees, es que, aún en estas horas, la Patria kayaquea con Tito.

Oscar tiene la terquedad de creer que, en la mar de la historia, en su fondo y en estuarios y desembocaduras, la patria como el manatí juega y nada en compañía de su grupo, come y fluye de un lugar a otro. Patria y manatí pueden permanecer sumergidas por largos periodos. No es posible matarlos. Hay resistencia aunque no se esté a flote.

Esta madre / que emana como bullentes olas / desde lo profundo, respira y esconde, en protección, su estructura. Los hijox de la tierra / en toda isla / marcan sus aguas. Este es símbolo de la mueva kayaqueada.

En el mundo externo, en su historia de erranza, en superficies de mar y tierra, unos pocos hay que navegan y hacen rutas valientes, mientras unos sobrevuelan como piojos, o bujes, vidas de larvarios insectívoros. Uno son carroñeros como tiburones. Otros, bichos de ocho patas, comezón del Imperio.

Ellos se hermanan con las cartografías del araguacu, con familias de remeros ancestrales que, en mares caribeños son los mejores y siguen construyendo canoas con troncos de ceiba, jabiya, cedro y son como galibes, chaymas, y aruacas, batiendo con remos la misma poesía cotidiana vocablos similares para las solidaridades y rutas como indo-antlllanos, sea para desplazarse desde la localidad franco-caribeña de Santa Rosa, en isla de Guadalupe al puerto de Little Bay en la isla Monserrate. Son muchos puntos, en 50 días de trayectorias, en la jornada. Y, entre puntos a los que Tito se desplaza, está la isla de St. Nevis, San Vicente, Santa Lucía, San Martín...

Y pensar que la gesta en cautiverio de Oscar es la misma que la de Tito, armado revolucionariamente de los remos... El mismo ideal: Que tenga la Patria su Bibí de Niño Bueno, su Teta Cósmica, que se sepa en cada punto de la Cuenca del Caribe que el taíno es cortés y tiene madre y habitación en la Toa, que cuando pida la Tonía, «Dadme, agua», nadie se la negará.

Digna es cada criatura de su espacio y la buena madre siempre proveerá el alimento. Las aguas, leches de sus manatíes, bibí de los pezones. Sobre ésto en areito permanente se delibera en Puerto Rico y Venezuela. No hay que recorrerlo todo... puede que sen otras voces y otros remos las que marquen rudas hacia islas de Basse-Terre, o La Desirade, otros remos zarparán a Grande-Terre, Petite Terre, Les Saintes y Marie-Galante, de Martinica y San Martín a San Bartolomé... es que, a todos, hasta con el pensamiento, compete marcar en su Caribe una victoria.

No faltará el quien reme. Tiburón que queda inmóvil, se hunde. Tito, batallador revolucionario, se crece en el movimiento, porque un manatí entristece en cautiverio, aunque su espíritu es fuego encendido en jacho de tabonuco. Ahora, cuando Oscar medita en el espacio externo idealizado, en Atabey, Madre Tierra, o en la viva deidad de las aguas y ríos del Toa, también menciona que no es tiburón de carroña, quien como Tito navega.

El escucha atentamente y respeta lo que dice. Quien medita pinta cemíes desde su celda. Es como si Oscar fuese el Cacique / o nehique, de estos tiempos, en la región irredenta del Caribe. Y bien que hablará como ha hablado para las islas de Barlovento; sí como para la Cuba Victoriosa, Haití / Dominicana y Boriquén.

«Somos la semilla del Valiente de caribó», valientes, hembra o varón, caribná y tamanacos (indios del río Cucivero, de Venezuela) y carifnás. «Entendamos lo que somos y hasta que punto seremos generosos, y no estaremos pasivamente ocultos, si el clandestinaje es creador».

El manatí resiste y siempre parece inofensivo, porque hay poder en él, dentro del agua y poder de babuja en el aire, poder de guabá y araña, cuando es grande, negruzca, posada a flor de tierra.

«Poder de ser prudente sin dejar de ser revolucionario», decía Oscar.

Tito salió en su kayak de la Isla de la sangre y ha descubierto lo que Oscar verbaliza desde cautiverio tan largo.

Hay enemigos en lugares pedregosos y corazones agrietados, húmedos y pururantes de veneno, y son menos en manantiales anchurosos y fluyentes. Entonces, seamps como los manatíes que rehuyen el imperio en podredumbre y que sólo ofrece sus cárceles, sus fastidios y agujeros.

Ahora, en contacto con distintos mares e hijos del Caribe, se hablará, en areitos emergentes, sobre diaiacas y guaicanos, peces dulces, o de enormes manatíes, y tiburones que ronda la Isla de la Sangre. Este areito ambulatorio es sobre el agua y viaja por las islas caribePas.

La cárcel del prisionero político es batalla y resistencia. Es guasábara en la cercanía, guaca en regíon de nuestro pueblo, durante un proceso que agujera la patria, o la fortalece.

Oscar anima: «Resistamos como los manatíes; tengamos flechas del arte como el Valiente altivo». Tito escucha cuando, en arauaco se dice que la isla sólo tiene un nombre validable: «La Tierra del Altivo y Valiente Señor», y ésta será la realidad por siempre. Se puede ser valiente y, al mismo tiempo, como el manatí, cuya conducta apacible y cortesía sorprende al propio taíno. Sirva su ejemplo. La resistencia pacífica como militancia creciente.
Ver
Organum: Poemas para ecosembradores / López Dzur
Ver
Organum: Poemas para ecosembradores / 2
Ver
Sidur / El libro de oraciones / López Dzur
imagen
*
EL SIERVO
«Yo soy siervo de Dios, naboríadaca»: Guaticaba

«Osama, guaoxeri, guarinquén, cano yari»:
Los encomenderos le cambiaron el nombre. A Guaticaba ahora se le llama Juan, el doblemente siervo Juan, porque la condición de encomendado le quitó la autonomía y lo puso a trabajar, coercitivamente, para otros, a él que siempre trabajó para sí mismo, en pesca y caza de pájaros. Una comunidad lo quería y no lo menosprecíó en la naboría. Doblemente siervo debido a que también trabajara / o profesara / ante un Dios, Quien siendo Creador, no es Yaya, o la Madre Tierra, Atabey.

Es un Dios invisible cuya energía vital no se muestra ni interactúa en el presente con los seres creados. Un «dios huído», sin Cu, que cree a los hombres / a toda criatura humana o animal / tan perversa como inmunda. Un dios del perpetuo enojo que alguien / entre sus víctimas presumibles / decidó matarlo y hacerle un crucifijo, representándolo muerto. Los extranjeros guamikenas, los barbados que se acompañan con galgos, obliga a que se bese ese muerto, amenezan (al que no crea en El) que se le quemará en un lago de fuego.

Desde que comunica la creencia en ésto, miembros de la tribu se alejan de él. Ahora Juan está más solo que nunca. Más gente desconfía. Lo vieron cuando besaba los pies y las manos de extranjeros, daba galas de soleminidad y respeto que sólo merecen los dioses verdaderos, o en el mejor de los casos, caciques que el pueblo ama y por entero.

Juan regaló un dujo de madera y sentó sobre él a una alimaña. «¿Por qué le llamas señor a quien te obliga a beses el crucifijo del dios muerto?», preguntaron al nabori, al parecer era el dujo de Guacabo que soldados de Juan Cerón y el virrey Diego Colón tiraron al río Cibuco. Mas a Guacabo, el ex- Cacique, lo que molesta no es que no devolviera el dujo a su caney, a él que fue su dueño. La peor blasfemia fue que a los extranjeros blancos ofreciera lo que no es suyo. «Ven a ver el lugar del oro», les decía.

El siervo era un entreguista. Cuando decía «Osama, guaoxeri, guarinquén, cano yari», la comunidad escondía sus propiedades personales y la aldea acrecentaba por el siervo Juan el desprecio.

15-09-2006
Ver
DOSSIER CARLOS LOPEZ DZUR
Ver
MI HUESPED Y YO / Frags. / en REVISTA TRIPLOV
Ver
Los poderes interventores / poemario

imagen
*
EL DIA QUE SE HONRO A LUIS LACY
a Luis Roberto de Lacy y Gautier (1772 - 1817)
Un vecino del Pueblo de los Valerosos, hato que fue de Pedro Otero antes de arrancarse del Partido de Manatí, ritualizaba con polvo blanco de cojoba un triste festejo. Inhalaba un tabaco, medita y dice. «Un día y por sólo un años fuimos el Pueblo de Lacy».

Cuando Hato Ciales fue de Otero, en los primeros decenios de 1700, simple y llanamentemente el pueblo de los valerosos. No había poses ni discursos y lo más amado de la geografía pueblerina fue el bosque de Toro Negro, el Lago El Guineo y el río Grande de Manatí que pasa por el bosque. Ninguno hubo que hablara del Castell de Bellver en Palma de Mallorca ni de las genealogías irlandesas que tan alta envergadura ganaran en la milicia.

Luis, hijo único del Teniente coronel Patrick de Lacy, comenzó carrera miltar en servicio de España cuando tenía la edad de 13. Pero al vecino indígena quien siempre ha vivido con la Vista Alegre, y hace visitas a Gordo y El Gato, los azares y avatares de Luis Lacy no le importan. Es un 'arijua;, soldado extranjero, con quien no es posible amistarse, el guaitiao, amigo. Lo supo porque cuando vino el infortunio al Hato de Otero, se mencionó su gusto por la guerra sucia, la práctica ruda de envenenamientos, conspiraciones mátalas callando, sabotaje, estallidos, en fin, tácticas de ejecución sumaria y exterminios que la Junta de Principales de Cataluña en 1812 calificó de inmorales.

«Mire al bravucón de Lacy, supuest9o defensor de la Constitución Liberal de 1812, júzguelo y vea cómo desata la muerte de civiles en Lleida. Coloca barriles de pólvora y los estalla en perjuicio del inocente que pasa», comenta El Gordo y el Gato vigilante.

Siendo uno de los valerosos, sobrevivientes taínos del campo de Ciales, ésto lo enoja. Se duele y su familia, con ancestros anteriores al viejo Hato, recuerda el día que la tristeza llegó a estos andurriales. En rigor, en tiempos del cacique Guacabo, en la cercania del río Cibuco, Guacabo fue encomendado, en 1509. por Juan Cerón al virrey don Diego. El vecino dice: «Soy sangre valiente de Guacabo. Ni Colón ni Cerón ni Ponce de León ni otros de barbas me soltará sus yeguadillas y bellaquerías. Desde hoy no creo en Lacy ni en Riego. En nadie».

Entonces, arguye que la tristeza y la maldición del poblejo advino en 1810 como corriente desventuradora que fluye por el Río Barbas, con aguas de yeguadillas y el Río de las Vacas y la Quebrada de El Bellaco. Explica que le dio un follón a un grupo de vecinos, encabezados por Isidro Rodríguez Villalobos, de crear un nuevo pueblo que sumara al desamparo del indígena. Tomaron a Lacy como punta de lanza para las hipocresías.

Aguyeron sobre las eficiencias que dispone el artículo 310 de la Constitución de la Monarquía Española, para que que se fundara un conglomerado más a tono con los tiempos, menos trepado en alturas del sikeo taíno y el olor de cojoba. Quisieron designarse, entre ratitos. liberales y modernos, pero eran los mismo matones de siempre.

Por esta razón, cuando alucina en su nube de humo y aroma, desplazándose en el tiempo como en un túnel, el vecino del Pueblo de los Valerosos ha dicho que para 1820 el pueblo no es el mismo. Vino Juan Candelaria Collazo, el Cura, y el Alcalde de Manatí, y dijeron: «Este pueblo LACY EST». Autorizaban las modernidades de elecciones, el indio brillando su ausencia, como siempre, añadían requisitos de misas obligatorias, invocaciones a la Virgen del Rosario y una vez fuera electo el primer Alcalde, a la sazón Manuel Maldonado, tras un estilo embelequero, se le crucificaría.

Es la tarea de Isidro Rodríguez Villalobos, con gentes llegadas de rumbos por donde pasa El Bellaco, junto a vecinos enemigos de indígenas lampiños, a quienes dirán que no son dignos de votar ni estar en la Casa del Rey testificando constitucionalides y procesos.

Sacándose el tabaco de la boca, el vecino del Pueblo de los Valerosos, taíno de ojos de fuego y piel de color canela, como las naguas de sarobey y su mujer y los senos desnudos de las indias, reflexiona que ya, con tanta gente que el Capitán Fundador, Don Isidro, ha reunido durante el decenio para iniciar una administración municipal (para los blancos) y la proclamación de Lacy como pueblo, el indio no bajará de Toro Negro. Vendrá mucho más olvido.

Durante la gubernatura de Francisco González Linares, no se sabe qué impera. El indio pregunta: «¿Y quién rayos es Lacy?» Y Manuel Maldonado, más honesto o realista, que el sucesor Rodríguez Villalobos, argumenta: «Lacy hace 3 años que está muerto y yo a punto de estarlo, porque yo si creo en la Constitución de 1812 y por la que el General Luis de Lacy se sublevó contra Fernando VII».

Fue el domingo 24 de junio de 1820, cuando al Guerrillero Lacy se reinvindicó en palabras y enero de 1821, con Rodríguez Villalobos, uno de los cabecillas para la fundación del municipio, sque sobre Maldonado cayó la bellaquería y la hipócrita sabiduría de Las Barbas como si fueran disparos.

Después de todo Lazy ha muerto y, aunque dizque han triunfado los Constitucionales en 1820, Lacy está muerto, apesta y las fosas y paredes del castlllo de Bellver lo gritaron al mundo. El gobernador de Puerto Rico, General Aréstegui, se hizo eco del célebre «guerrlllero de San Roque», a quien si bien lo pintan héroe y mártir, también lo acusan en Cataluña de ser desgraciado y se le sigue llamando 'el guerrillero', traidor al Rey Fernando.
Ver
EN ESTA MISMA ISLA
Ver
CANTO AL AGUA OXIGENEDA / ECO Y DISONANCIA
Ver
Foro de poesía: Carlos López Dzur / en Galeón

imagen
*
FALTO COJONES
«No es que le faltó tiempo (...) le faltaron cojones al caballero»: Hugo Chávez, Presidente de la República Bolivariana de Venezuela
texto / cuento
Ver
Los areitos: Narrativa de la transformación
Ver
Doña Dolores habla de su madre Lala
Ver
Te lloro, Princesa
imagen
*
LOS TONICOS ENDIABLANTES
«The original right-wing nationalists endorsed ethnic nationalism and believed in defining a true national identity and defending it from elements deemed not part of the identity and corrupt... The Right is primarily used to refer to political groups that have a historical connection with the traditional Right, including: conservatives, reactionaries, monarchists, aristocrats, religious fundamentalists, and nationalists. But in modern times, the right has also encompassed views supporting capitalism and free markets»: Stanley Payne, University of Wisconsin
A partir de 1903, o poco más o menos, los negros rebeldes en el Sur de los EE.UU. comenzaron a plantear una serie de luchas e ideas igualitarias.

«Derechos iguales a los de los blancos; proclividad de mujeres blancas a acostarse con inmigrantes chinos. En el Norte, libre asociación obrera».

Pese a los rebrotes de los clubes de linchamientos después del asunto de Dreyfus, anhelaron ser parte de la identidad nacional verdadera; pero el asunto es que el ex-esclavo, como el chino que arribara en previos años, según los Whigs más xenofóbicos del Norte, no debe ser parte de los nacionalistas originarios. A ellos no se les debe permitir que definan la identidad nacional.

Los represores del movimiento, insensibles a toda bondad, dijeron al jefe de la CocaCola: «Usted tiene que ayudarnos. Se necesita una nueva teoría de la producción de agresividad del rebelde sureño. Los enemigos del Africa y de China difunden ideas absurdas, anárquicas y falazmente igualitarias». Las minorías subalternas se han sacado de la manga «eso de querer ser parte (más bien, dígase corruptores) de la identidad nacional». Por supuesto, los peticionarios alegaron que la neocorteza del negro que consume tónicos endiablantes no es igual a la del blanco que bebe CocaCola.

«Claro que el blanco disfruta muchos otros alcoholes y no es tan peligroso como un negro borracho. Es por eso que, en Alabama, hemos tenido que colgarlos».

«Y al indio, aunque con éste, con alcohol que compra se auiodestruye», agrega otro..

«Pero no es culpa del blanco. El mercado se abre, ofrece lo suyo y el indio compra, se jode y es la manera que él mismo dispone».

CocaCola no quiere sacar la «chispa de vida», coca tonificante de su invento burbujeante y la derecha-extrema-conservadora se frustra.

«No son colaborativos», dijo el portavoz de la Causa Extrema.

«Mejor que las cosas sigan como están», se advierte por ejecutivos de la industria de la botella verdosa.

«Y mientras tanto, ¿que se demore la ocasión de darle un repudio?»

«Que demore. Antes eran como cimarrones. Forajidos. Ellos los agresores y nosotros, asustados. Que quieren comprar y beber, un tónico de coca, hecho por nosotros, eso nos conviene. Después de una guerra y el turbulento periodo de la Reconstrucción, reprochar su pertenencia a una comunidad jurídica, atacarlo y provocarlo en sus periferias por racismo, cuando están en calma y en trabajo, respetuosos del contrato social que les dimos, no es viable ni juicioso. Eso sí que no nos conviene. Eso es mala política y afecta malamente a todos»..

De hecho, ahora los negros y chinos hacen causa común, se comunican ideológicamente «como blancos» del liberalismo de Locke y borrándose la idea de inferiordad, imitan al que fue su antiguo amo. El amo después de todo no fue acérrimo. Dicen ellos mismos que Lincoln los llevá a la libertad. Abe y los republicanos.

Ahora expone uno que sabe. Existe un presunto papel de las estructuras cerebrales en la agresividad. «¿A quién hace más daño el consumo del opio, a quién la coca en el tónico que fabricamos? Se ha querido que se entienda que es al chino y al negro a quien más daño hacen las sustancias endiablantes, humores espiritosos, mas no es lo que prueba lA medicina china y de Oriente. Que en el Viejo Mundo, en Asia y en Africa, para ser exactos, la acetilcolina es la verdadera facilitadora de agresividad y perturbaciones. No que en sus poblaciones se prohijan los cerebros más pequeños de esos migrantes».

Los neodarwinistas han requerido el financiamiento para investigaciones que verificarán de una y por todas que africanos y asiáticos producen menos «serotonina» y, por tanto, en su sangre y en sus neuronas, escasea el poder apaciguador de la GABA y las catecolaminas.

«¿Por qué ahora, señor, con tanto embeleco? ¿No ven que su están tranquilos? En paz en sus guetos y separados y soñando en paz con nuestras instituciones?»

«Sí, pero sueñan y después exigen cuotas de particpaciones. Nuestras mujeres blancas quieren sexo con el chino... y el negro se encela. La agresividad es mayor en ellos y no en el hombre blanco y es mejor que se haga algo que cuando ya se crean iguales a nosotros», dijo.

Especuian que diría el dios Locke y los Padres Fundadores que coinciden, en términos de derechos, por el camino de la construcción de ciudadanías y la identidad nacional en Norteamérica.

«No es repudiable... querer la estabilidad del empleo, la calidad de vida. No es reprochable que la felicidad se defina como seguridad en la vejez e invalidez y que tal seguridad se extienda un poco antes del fallecimiento. Esas posiciones son parte de la preservación de los valores tradicionales y culturales que favorecemos. Querer ser parte del ala derechista, bienvenidos... A nuestra forma de jereraquía social y propiedad privada conviene el ingreso aunque sean asiáticos o negros», le dijeron, pero, porfiaron antes a partir de otras premisas, crear el filosofema de que los tónicos a base de cocaína explican la rebeldía, desviaciones y audacias violentas que practican los sureños o gente de color.

«Hay que deslegitimar la cocacína y el opio».

«De acuerdo, pero no es repudiable que negros, asiáticos e indios, quieran una parte de la identidad nacional y el ser parte de la Derecha política», dijo el gran propietario de las Destiladoras.

Muchos afroamericanos defienden productos ecomo son nuestros tónicos y otros de la industria gigantesca, en otros renglones, y trabajan en paz en las destiladoras. Son empleados ejemplares. No beben.. «Hay productos consumidos por la clase dominante a los que jamás aplicaría restricciones o leyes de criminalización, como usted propine... Si usted es del gobierno, o de la Oficna de Impuestos, prohiba la cocaína, táxela prohibitivamente, pero nuestra porción de coca para la chispa líquida de vida no la toque. Sí, prohíba el opio, golpée al árabes y asiáticos, pero, en Virginia no se meta con las tabacaleras... No es fácil construir un vicio y sacar de él gran dinero».

«Políticamente, los Whigs (los acaudalados) y demócratas (masas orientadas) dan balance y las minoría ante esos dos mundos se pierden. Si las masas pobres y negras se bifurcan del centrismo liberal, nos va peor... Vamos a definir unos anarquistas, con poca seratonina, gente que se vuelve violenta cuando consume elíxir de coca y de opiol pero no meta la política en ésto»..

Entonces, se instruyeron, por las vías reactivas de las autoridades públicas, sobre ciertas causantes, como son los tónicos revitalizadores, por ejemplo. En los albores del siglo XX drogas como el opio y la cocaína, entonces utilizadas con fines medicinales, entraron en listas bajo leyes criminalizadoras.. Alegaron, como razón prinxipal, que aún las mujeres perdieran sus temperancias y empezaron a hacer sexo con los chinos inmigrantes y eso, por causa del uso maldito del opio. Y se anotó que mexicanos y chicanos, afectos a la marihuana, son cada vez más atrevidos y bravucones.
Ver
Los 25 poemarios de Carlos López Dzur
Ver
15 Libros de Narrativa de López Dzur
Ver
San Sebastián del Pepino: Convocatoria al Estudio de su Historia
imagen
Escríbeme / opina...
carloscald.lopez4@gmail.com